Ser super optimista, ¿es sano?

Ser super optimista, ¿es sano?

Las personas pesimistas  tienen la capacidad de ver todo desde un punto de vista negativo, les invaden los pensamientos catastrofistas, son capaces de transformar cada situación en un problema.

En el extremo contrario se encuentran las personas optimistas, las que siempre encuentran la explicación positiva de los acontecimientos, y en el extremo final se encuentran las que tienen la habilidad de ver la vida de color de rosa. Las personas fanáticamente optimistas siempre poseen la habilidad de encontrar el pensamiento positivo pese a la peor adversidad posible. Para ellos cualquier adversidad o desgracia puede ser percibida como un golpe de suerte. A simple vista puede parecer que esta capacidad puede ser altamente beneficiosa, pero si analizamos bien el procedimiento cognitivo que está detrás nos daremos cuenta de que no lo es tanto.

Las características que definen a la persona extremadamente optimista son:

  • No es capaz de soportar pensamientos dolorosos o negativos.
  • Se resiste a ver lo que puede afectarle o causarle dolor.
  • No es consciente de la forma en que las emociones negativas pueden afectarle, por eso enferma con frecuencia.
  • Ante situaciones dolorosas más profundas se hunde emocionalmente, no ha adquirido la habilidad para hacerlas frente.

Sobre la explicación del por qué no han desarrollado  la capacidad para defenderse de las emociones negativas se dan varias teorías explicativas, la primera es que esta actuación se debe a  una estrategia de defensa desarrollada por vivir una infancia en el seno de una familia con problemas pero que se niega a verlos como tal. Otra teoría afirma que es una actuación que se da en personas que han vivido una infancia en la que no se ha normalizado la expresión de las emociones.

Lo cierto es que el proceso que se requiere para transformar un pensamiento negativo en otro positivo requiere una elevada cantidad de energía, por lo que es frecuente que aparezcan síntomas de ansiedad en estas personas extremadamente optimistas.

Con esta explicación podemos entonces considerar que las características de las personas sanamente optimistas serían:

  • Encuentra de manera fácil ventajas en su entorno.
  • Se siente bien halagando a los demás.
  • Habla de las cosas que le parecen desagradables.
  • Es confiada.
  • Siente felicidad en sí misma y con su entorno.
  • Los problemas tienen solución o en caso contrario se pueden evitar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »